Por tercera vez fue nombrado en el cargo de jefe de Control Interno de Gestión de la Gobernación de Sucre Lucas Iván Amell Baldovino, quien fue designado desde el 2011 en este cargo y luego prorrogado en sus funciones gracias al estatuto anticorrupción Ley 1474 del 2011, que indica que los jefes de Control Interno de Gestión deben ser elegidos dos años después de cada cambio de gobierno, para un periodo de cuatro años, con el fin de garantizar objetividad, neutralidad e independencia en sus funciones.

Luego de su primer nombramiento, el funcionario fue nombrado de nuevo en el 2014 y en el 2018 se posesiona gracias al gobernador Édgar Martínez, quien, teniendo en cuenta la Ley y sus facultades, decide confiar las labores de este cargo al abogado Amell.

Cabe mencionar que la Oficina de Control Interno de Gestión es la encargada de hacer un liderazgo estratégico en las funciones de la entidad, enfocar sus labores hacia la prevención de casos de corrupción, evaluar la gestión del riesgo en el mismo tema, realizar evaluación y seguimiento a las actividades de cada dependencia, y que actúa, además, como enlace estratégico con los entes de control externo.

Es importante resaltar que tanto esta oficina como la de Control Interno Disciplinario han recibido calificaciones altas en los reportes del índice de transparencia realizado por la Unión Europea y Transparencia por Colombia, obteniendo un puntaje de 97.9 sobre 100 en la última medición.

El jefe de Control Interno de Gestión, Lucas Amell Baldovino, es abogado con especialización en Gerencia Pública y Derecho Administrativo. Tiene más de veinte años de experiencia profesional y de estos, quince los ha dedicado al sector público, donde se ha desempeñado como alcalde, contralor, tesorero y asesor jurídico de varias entidades.

El funcionario aseguró que desea trabajar de la mano con el gobernador para combatir la corrupción y continuar sus labores con transparencia por el bien del departamento.

Por último, agradeció la confianza dada por la Administración departamental, al tiempo que se comprometió a cumplir las metas propuestas para el mejoramiento institucional.