“Soy un barranquillero nacido en el Chocó”, se le escuchaba frecuentemente a Edgar Perea Arias, cuando le preguntaban sobre sus orígenes. Nunca ocultó su amor por esta ciudad y por el Atlético Junior de Barranquilla,  equipo que lo hacía perder su imparcialidad cuando comentaba sobre el balompié.

En varias entrevistas ‘El Negro Perea’ expresó su deseo de morir en ‘La Arenosa’. Éste no se le cumplió. Pero sus familiares, desean cumplir su segundo deseo: esparcir sus cenizas en el Estadio Metropolitano Roberto Meléndez  y en el mar de Cartagena, a donde llegaba a descansar y olvidarse de todo.

Uno de los anhelos del ‘Campeón’ quedó registrado en un diálogo que éste sostuvo con el periodista Sergio García, en el programa ‘La Otra Opinión’ transmitido por el canal regional Telecaribe,  le preguntó a Perea que a dónde desea recibir su último adiós, éste sin titubear respondió que en Barranquilla.

“Eso sí se lo pido a mi Dios, que sea en mi tierra, cremadito, bien cremadito. Cenizas sobre el estadio Municipal Romelio Martínez, sobre el Metropolitano, en el Mar el resto. Así es como quiero”, señaló en ese momento quien es considerado el mejor narrador de Colombia.

La última voluntad de Édgar Perea Arias se hará realidad. Los familiares del ‘Campeón’ cumplirán con el deseo que este había manifestado públicamente. El cuerpo del mejor narrador que ha tenido Colombia en toda su historia fue cremado ayer y las cenizas serán entregadas hoy.

“Se le van a cumplir sus deseos. Ya se están tramitando los permisos para esparcir una parte de las cenizas en el estadio Metropolitano y el resto en el mar. En los próximos días se hará eso, pero hay que esperar los permisos. Aún no tenemos fecha”, explicó Angélica Redondo, viuda del narrador deportivo.